Uno de los hospitales más importantes de EEUU rediseña su imagen

El Monte Sinai es uno de los hospitales más importantes de Estados Unidos y uno de los más reconocidos a nivel mundial. Además, aprovechando este saboir faire, también cuenta con su propia escuela de medicina, la Mount Sinai School of Medicine, que al igual que el propio centro médico, es reconocida por su innovación y hallazgos científicos y cuyo objetivo principal es mejorar el bienestar de la población.

Si pudiéramos resumir cuál es la misión de esta institución podríamos definir al Mount Sinai como una institución que está comprometida con la excelencia en el cuidado del paciente, la educación de médicos y científicos así como con la innovación y la investigación.  Todo esto, con un catalizador común: la creación de un ambiente creativo para desarrollar herramientas avanzadas.

Partiendo de esta base, está claro que la antigua identidad, muy centrada en la medicina en si y no en la relación empresa-paciente, no había evolucionado junto con la estrategia y posicionamiento real del centro. Además no expresaba para nada ningún tipo de personalidad o valores ligados a la marca. Así pues, junto con Siegel+Gale (http://www.siegelgale.com/) , han rediseñado su identidad corporativa.

Esta identidad parte del propio Monte Sinaí, expresado como un conjunto de líneas que interaccionan, queriendo representar de una manera transversal a todos los grupos de interés del centro y plasmando el concepto de unión e interacción entre ellos: pacientes, médicos, estudiantes. Además, la paleta de colores usada ayuda a centrar los conceptos “creatividad” e “innovación” en el sí de la marca.

Es decir, la marca ya no se apalanca en el servicio básico del centro (la medicina y curar pacientes) sino que va más allá, intentando establecer una conexión más emocional, basada en un servicio ampliado ligado a la relación centro-paciente-estudiante como fuente de diferenciación y potenciando una personalidad única.

En mi opinión, un ejercicio muy complejo ya que una identidad debía servir para dos targets y productos diferentes, por un lado, el hospital y sus pacientes y por otro, la oferta educativa y los estudiantes.

El resultado me parece equilibrado ya que no es ni demasiado corporativista ni tampoco demasiado centrado en la medicina.

Tipo: