Por qué el nuevo logo de Castilla-La Mancha TV nos debe hacer reflexionar sobre los concursos de diseño

11/09/16
Comentarios:

Desde ayer, Radio Televisión Castilla-La Mancha se ha transformado en CMM (Castilla-La Mancha Media), la nueva marca con la que pretende evolucionar hacia una imagen más digital, ofreciendo además nuevos servicios como contenido a la carta, mejoras en su página web, etc. 

logo_castilla_la-mancha-tv.jpg

La nueva imagen corporativa se ha obtenido a través de un concurso limitado únicamente a la Universidad de Castilla La Mancha. Cualquier miembro de la comunidad universitaria podía optar al premio (de 5000 euros), sin importar la carrera que cursara. El ganador ha sido finalmente Daniel Carlos del Saz Salazar, vicedecano de Comunicación de la Facultad de Bellas Artes de Cuenca.

logo_cm_antes.jpg

Antes

logo_cm_despues.jpg

Después

Según la nota de prensa, el rectángulo del nuevo logo remite a la primera emisión de Castilla-La Mancha Televisión, en 2001, donde podía verse un cuadrado que simulaba ser un televisor a través del cual se reflejaban los manchegos. Ahora, ese cuadrado, convertido al panorámico en un rectángulo, ha vuelto, quince años después a las pantallas para convertirse en la nueva imagen de la televisión de Castilla-La Mancha. 

nace-castilla-la-mancha-television-el-futuro-ya-esta-aqui-2001.png

Un resultado que habla por sí solo


El resultado es vergonzoso y evidencia las patochada del concurso organizado. El nombre con siglas es anodino y su versión extendida es –sin motivo aparente- en inglés; el arreglo tipográfico es forzadísimo; y el símbolo es un rectángulo aburridísimo sin ningún tipo de rasgo característico. Ni siquiera los grosores entre el símbolo y la tipografía se respetan.

La marca no se salva por ningún sitio, y sólo demuestra la incapacidad de muchas instituciones públicas de nuestro país de gestionar correctamente sus necesidades de marca y diseño. 

pq_teleinteriorgrande.jpg

Y un concurso con un planteamiento denigrante


Lo más escandaloso es que cualquier miembro de la comunidad universitaria podía participar en el concurso, sin importar la rama a la que pertenezca. ¿Qué más da que no sean diseñadores gráficos? Parece que para la RTVCM cualquiera puede serlo por un día, siempre que tenga una buena idea. Al fin y al cabo, ¿qué es ejercer el diseño gráfico sino ser un poco creativo y toquetear ciertos programas de ordenador?

No hay que olvidar el planteamiento denigrante que hay detrás de estos concursos abiertos. El razonamiento de la organización es el siguiente: “vamos a aprovecharnos de un montón de estudiantes para que trabajen gratis para nosotros. Cuantos más estudiantes trabajen gratis, mucho mejor, y da igual que no sean diseñadores, porque así recibiremos muchas más propuestas entre las que elegir, y al final solo tendremos que remunerar a uno”.

Debemos luchar por concursos éticos, donde se remunere a todos los participantes, se exija profesionalidad y se juzgue con conocimiento. Si no cumplimos unos principios éticos mínimos, no solo estaremos menoscabando la profesión del diseño gráfico y relegándola a un simple pasatiempo sino que además seguiremos obteniendo trabajos de una bajísima calidad estética y técnica que evidenciarán nuestro atraso cultural y nuestra escasa profesionalidad. 

 

 

Tipo: 
Tipografia: 
Color: 
País: 
Tags: 

Opina.

¿Te parece un buen rediseño?
¿Estás de acuerdo con la opinión del autor?