Las palomitas Popitas renuevan su estrategia, identidad y packaging

11/10/16
Comentarios:

Si hay alguna marca reconocible de palomitas en España, esa es Popitas. Esta compañía con más de 20 años de vida y perteneciente al Grupo Internacional Borges, es líder indiscutible en nuestro país, aunque tiene presencia en otros 20 de todo el mundo. Ahora la marca presenta una evolución de su posicionamiento e identidad con la que pretende conseguir nuevos consumidores y reforzar su liderazgo. El proyecto ha sido llevado a cabo por la consultora SUMMA.

logo_popitas-animado.gif

El principal problema que afrontaban era que el consumo de palomitas en España se limitaba a un único momento de consumo (el cine) y a un público concreto (niños y familias). Por eso, Borges panteó a SUMMA el reto de hacer evolucionar la marca Popitas para ampliar su target a nuevos consumidores y nuevos momentos de consumo.

Con estas premisas, SUMMA desarrolló una nueva estrategia para alinear la esencia de la marca con estos nuevos objetivos. También reorganizó la arquitectura y replanteó totalmente la identidad visual y su diseño de packaging.

logo_popitas-antes.jpg

Antes

popitas_logos-despues.jpg

Después

Evolucionando la identidad visual


Para ampliar su espectro de consumidores, debían conseguir que la imagen de Popitas fuera menos infantil. Según SUMMA “La solución pasa por un logotipo compuesto en una tipografía más actual, aunque mantiene sus colores en esencia. Pero no era suficiente. La marca estaba evolucionando y teníamos que conseguir reflejarlo desde el pack, así que nos centramos en la mascota para comunicar este cambio. 

La Popita (el icono característico de la marca), que antes tenía una actitud pasiva, ahora es la protagonista de la escena justo en su momento de expansión. Por otro lado, la nueva morfología de la Popita nos permite usar esta mascota de forma transversal y otorgarle un papel muy activo en la construcción de la marca”.

popita_logo.png

gif_popita_2.gif

Conclusiones


El caso es interesante porque mantiene perfectamente la esencia de la marca (inocente, divertida…) pero a la vez hay una evidente actualización de los códigos que hacen que la marca sea mucho más moderna, más coherente y más rica.

Gráficamente, da pena ver que se repite el error de meter el símbolo (la palomita) en la “O” del logotipo. Lo hacían en el anterior logo y lo vuelven a hacer aquí. Supongo que es una premisa de la compañía por mantener un vínculo aún más evidente con su anterior identidad, pero yo creo que es un juego creativo innecesario, que sólo entorpece la legibilidad. La palomita ya va a protagonizar todos nuestros mensajes, no necesitamos tenerla también en mitad de nuestro nombre.

Dar más protagonismo a la palomita sí es, sin duda, un gran acierto, porque se crea así un universo con muchísimo potencial, donde pueden sucederse miles de historias que refuercen los mensajes de la marca.

Podría decirse que, en general, la marca mantiene bastante infantilismo en sus códigos visuales, pero es un infantilismo más versátil, más interesante para el ojo adulto, por ser más estético y más irónico. Digamos que la palomita ya no es un dibujo simplón propio de un libro infantil sino que perfectamente podría llevarla un treintañero en su camiseta. La tipografía utilizada en la comunicación, con cierto sabor a cómic, es el complemento perfecto para este universo ilustrado. 

palomitas-4_copia.jpg

momentopop.jpg

mensajes_2.gif

positivo_2.jpg

posters.jpg

shirt.jpg

chapas.jpg

bolsa.jpg

cards.jpg

delight2.jpg

delight.jpg

pack.jpg

 

Tipo: 
Color: 
Agencia: 
País: 

Opina.

¿Te gusta el nuevo logo de Popitas?
¿Y el rediseño de la mascota?
¿Y el universo visual de la marca?