La compañía farmacéutica help® renueva sutilmente su identidad y su línea de productos.

16/11/11
Comentarios:

Help® nació en 2008, dando un nuevo enfoque a los códigos visuales y nominales de la industria farmacéutica. No sólo apostó por una simplicidad máxima en su diseño, sino que llevó esta misma idea a los nombres de sus medicamentos. Estos no enuncian sus principios activos, sino que refieren directamente al síntoma del consumidor (help® I can't sleep, help® I have a headache...).

Si echamos un ojo a su web http://www.helpineedhelp.com (divertidísima, por cierto), además de encontrar juegos que fortalecen el valor de marca, curiosidades y mucho humor, podemos entender mejor el porqué de su comunicación visual. Help® evita el uso de aditivos, colorantes y materiales no degradables, buscando un producto más sincero para el consumidor y la comunidad, lo que se extrapola a la simplicidad de sus códigos visuales y lingüísticos.

Tal y como explica el video help® no te ofrece nada mayor, extra, máximo... sino todo lo contrario: help® te ofrece menos.

 

Little Fury (littlefury.com) fue el estudio encargado de desarrollar la identidad inicial, packagin y código cromático de los productos de help®. Hoy, Pearlfisher (www.pearlfisher.com) se encarga de darle una pequeña vuelta de tuerca.

En cuanto al logotipo, anteriormente construido a partir de una tipografía de serifa clásica; ahora pasa a formarse desde una tipo de palo seco, a la que se le añade una semiserifa "slab" en sus letras "l" y "h".

El sutil rediseño de la línea de productos, lo explica así el propio estudio encargado:
"Hemos refinado la identidad y aplicado color al antiguo bajo-relieve con forma de píldora para que el conjunto de la arquitectura de marca sea visualmente más fuerte y para dar a la marca mayor presencia y facilitar su reconocimiento. La evolución del diseño casa con la filosofía de help®, creando un lenguaje propio adquirido a través de la propia iconografía de las píldoras, que será usada posteriormente en otras aplicaciones".

La iconografía de las píldoras ya existía anteriormente, aunque sin color. Su uso cromático y el mayor tamaño de logo y texto sí que pueden ayudar a una mejor diferenciación de la marca en un stand comercial. En cuanto a la supresión del bajo-relieve, probablemente haya sido en busca de economizar ciertos costes, pero la nueva colocación de los elementos está mejor compensada que la anterior, resultando más atractiva y haciendo que no echemos de menos ese recurso.

No obstante, encontramos en el blog "Al otro lado del branding" un aspecto muy interesante de este rediseño y es que ha sido acompañado por un ejercicio creativo de lo más llamativo: Help®, una marca singular con una propuesta de valor única, ha querido mostrar al mundo cómo sería su línea de productos si actuara del mismo modo que las marcas de la competencia, buscando nombres y diseños supuestamente más comerciales, llamativos y reconocibles. Para ello ha trabajado con (http://www.squadhelp.com/) y 99 designs (http://99designs.com/), empresas de naming y diseño online, respectivamente. Aquí podemos ver los resultados.

Una manera genial de reforzar el valor de su marca a través de la comparación directa con los manidos y tradicionales códigos de la industria farmacéutica. Y todo ello sin nombrar a la competencia.

Tipo: 
Tipografia: 
Sector: 
Agencia: 
País: 
Tags: