La ciudad mexicana de Guadalajara presenta su nueva marca, basada en la famosa canción

10/08/16
Comentarios:

La semana pasada se presentó la nueva marca ciudad de Guadalajara, la segunda ciudad más poblada de México, después del D.F. Con este ejercicio de identidad se pretende promocionar y posicionar la metrópoli internacionalmente, incrementar la afluencia turística y continuar atrayendo inversiones del extranjero.

logo_guadalajara.jpg

La nueva marca está basada en la famosa canción mariachi de Pepe Guízar: “Guadalajara, Guadalajara”, una composición musical mítica y conocida internacionalmente, que sirve de ejemplo perfecto para transmitir la esencia e identidad cultural de esta ciudad (puedes ver una versión de la canción completa al final de este artículo).

Curiosamente, lo que se sabe sobre la autoría del proyecto es que se trata de “talento local” según el alcalde de la ciudad, y que “no se pagó un solo centavo por el proyecto”.

guadalajara-cancion_marca_logo.jpg

Fragmentos de la canción

Se ha creado un logotipo muy expresivo, con tipografías que varían de tamaño y que nos recuerda a los códigos usados en los cómic. De esta manera, se intenta plasmar en el propio logo la musicalidad de este famoso estribillo.

guadalajara-logo_colores.jpg

El logo en los tres colores

marca_gaudalajara.gif

Animación del logo

En el universo visual de la marca observamos una tipografía de corte rústico (se utiliza la fuente gratuita Chinese Rocks Regular), que pretende poner en valor la herencia tipográfica de un pasado preindustrial, donde los comercios o incluso los carteles de cine hacían gala de un diseño manual y mucho menos estandarizado.

La marca presenta además tres colores principales y alternantes: magenta, naranja y cian, que recalcan el carácter colorista del folclore mexicano. Estos colores aparecen además en las piezas de comunicación como tres franjas paralelas, aunque sin una normativa demasiado clara.  

guadalajara-ciudad.jpg

co29cvnxgaa1qxx.jpg

co3dmktwyaapbtd.jpg

Algunas piezas de comunicación

Conclusiones


Sorprende la impunidad con la que el alcalde afirma que no se han gastado un duro en el proyecto. Imagino –y espero- que esto sea una manera de decir que se ha costeado con el presupuesto municipal que ya se destinaba a proyectos de diseño o marketing. En cualquier caso, recalcar la gratuidad del proyecto es lanzar un mensaje de que el proyecto no vale para nada, y por tanto, no se debe pagar nada por él. Lo triste es que muchos guadalajareños se alegrarán de que así sea, ya que no son capaces de entender los beneficios millonarios de una marca ciudad bien gestionada.

Con respecto al proyecto en sí. Me parece muy interesante capitalizar la famosa canción mariachi, ya que es probablemente su creación cultural más conocida internacionalmente, y es además un resumen perfecto de la esencia de la ciudad. El problema, bajo mi punto de vista, es que esta estrategia pone en valor aspectos demasiado tradicionales de la ciudad, y se olvida de la vanguardia y la innovación de la que pretenden hacer gala de cara al exterior (en uno de los párrafos de la web leemos “Guadalajara es innovación y vanguardia, por ello experimenta un proceso de renovación que promete un futuro atractivo para la ciudad”). La identidad gráfica creada para la ciudad utiliza códigos anticuados; desde las tipografías hasta los mensajes o las imágenes, nos hablan de un Guadalajara tradicional y folclórico que poco nos inspira vanguardia y progreso.

Gráficamente, la marca tiene buenas intenciones, pero no acaba de percibirse como un todo. Se echa en falta organización y armonía entre los elementos. La tipografía a veces aparece inclinada, otras veces aparece recta, y lo mismo ocurre con las franjas de colores, que algunas veces es un detalle que firma los textos y otras veces es un elemento muy presente que decora las esquinas de las piezas.

También el logotipo parece funcionar aparte, como un elemento ajeno al que le cuesta destacar. En realidad no le favorece nada el hecho de que se repita la palabra dos veces porque consigue que el diseño pierda fuerza al duplicar el número de caracteres, obligando a reducir considerablemente su tamaño.

También el texto aparece aquí inclinado, y el resultado final es un baile de tipografías un poco desordenado.

En definitiva, como siempre digo, agradezco la intención, pues no todas las ciudades apuestan por ‘invertir’ en imagen de marca. Pero falta mucho camino por recorrer hasta que dejemos de estar orgullosos de gastar poco en este tipo de proyectos. Será entonces cuando los resultados empiecen a ser verdaderamente eficaces. 

letrero-guadalajara-guadalajara.jpg

Tipo: 
Sector: 
País: 

Opina.

¿Te gusta en general la nueva marca de Guadalajara?
¿Te gusta el logo?
¿Te gusta su universo visual?