Comparte este artículo

El Festival de San Sebastián renueva su imagen y pasa a identificarse con el acrónimo SSIFF

Imagen de mgarcia
14/05/18
Comentarios:

El Festival de cine de San Sebastián es el más importante de los que se celebran en España y uno de los 5 más importantes del mundo junto con Cannes, Venecia, Toronto y Berlín. A lo largo de su historia, ha sido escenario de acontecimientos destacables de dimensión internacional, como el estreno internacional de Vértigo y Con la muerte en los talones, de Alfred Hitchcock o el estreno europeo de la saga de Star Wars.

Ahora, el festival quiere modernizar su imagen y ganar en visibilidad, especialmente en los omnipresentes soportes digitales y por eso ha llevado a cabo un rediseño integral con la ayuda del estudio donostiarra TGA.

La anterior imagen había identificado al Festival durante mucho tiempo, y aunque hace unos años se modernizó ligeramente, la composición era demasiado compleja y adolecía de problemas de visibilidad en muchos soportes.

El nuevo diseño ha recurrido a una concha de trazos más sintéticos y de mayor contundencia visual. Apuesta además por la siglas SSIFF (en inglés San Sebastian International Film Festival) frente a Donostiako Zinemaldia (en Euskera) o Festival de San Sebastián en castellano. Para la composición tipográfica se ha optado por la clásica Helvética.

El nuevo logo incluye también la posibilidad de mostrar el número de la edición dentro del símbolo.

Por otro lado, cada sección del Festival tendrá cierta identidad propia a través de un color característico.

Conclusiones

El anterior logo era una traslación demasiado literal del trofeo que se entrega durante el Festival. Pero lo que puede funcionar muy bien como trofeo, puede no ser lo más apropiado como logo. El exceso de barroquismo de este diseño lastraba su visibilidad como sello identificativo y reconocible en las distintas comunicaciones, así que el cambio hacia un diseño más sintetizado es, sin duda, acertado. 

El resultado, en mi opinión, peca de excesiva sencillez y pierde la oportunidad de hacer algo un poco más trasgresor. El uso de la helvética y de composiciones planas y minimalistas parece una opción demasiado segura y poco arriesgada.
Donde sí parece que arriesgan un poco más es en las nuevas siglas, ya que apuestan de forma muy decidida por el acrónimo SSIFF, que aunque ya se utilizaba en algunas ocasiones, ahora se hace mucho más oficial. Es un nombre más corto, directo y diferencial, y sobre todo, más internacional, aunque no es especialmente atractivo en su sonoridad. Parece que el objetivo de la organización es que el público comience a llamar SSIFF al Festival, algo bastante ambicioso para un evento tan popularmente conocido por su nombre completo. En cualquier caso, el 21 de septiembre se celebra la 66ª edición y podremos empezar a ponerlo en práctica. El tiempo dirá si funciona. 

 

Tipo: 
Tipografia: 
Sector: 
Agencia: 
País: 
Síguenos

Opina.

¿Te parece apropiada la nueva imagen del Festival?